Las playas, símbolo del Maresme

Martes 17 Agosto 2021

Las playas, símbolo del Maresme

Disfruta del verano en los paisajes naturales de la costa de la comarca: bañándote en el mar Mediterráneo, tomando el sol en las playas de alguno de los 16 municipios costeros o participando en deportes náuticos.

Uno de los principales atractivos del Maresme, tanto para turistas como para residentes, son las magníficas playas que caracterizan los 16 pueblos costeros de la comarca.

Se puede escoger entre las extensas playas de arena dorada o las pequeñas calas rocosas de arena blanca, son dos magníficas opciones para pasar un rato inolvidable. 52 quilómetros de litoral en el que podemos hacer parada para poner la toalla y hacer un baño. Las playas de la comarca se caracterizan principalmente por la calidad de sus aguas, lo que hace que el Maresme cuente con diez playas con el distintivo de bandera azul, tres con la Q de calidad turística y una decena más con el sello por la sostenibilidad turística Compromiso Biosphere.

El clima suave y los días soleados durante todo el año propician que el litoral del Maresme se convierta en un perfecto escenario para la práctica de deportes náuticos y un amplio abanico de actividades como el submarinismo, la pesca, el paddle surf o el cayac, además de ser todo un espectáculo a la vista. Puedes escoger desde Montgat hasta Malgrat de Mar, todas las playas de la comarca son fantásticas opciones para pasar un día de descanso o haciendo las mejores actividades náuticas.

Además, muchas de ellas cuentan con servicios complementarios para hacer más agradable tu estancia, como lavabos, duchas, aparcamientos para bicicletas, pasarelas, puntos de asistencia sanitaria, alquiler de tumbonas y sombrillas o servicios para personas con movilidad reducida, como sillas, duchas y lavabos adaptados. También hay playas habilitadas para ir con perros, ya que el Maresme es una comarca que apuesta por los animales.

El ritmo del Maresme te invitará a disfrutar de la jornada y sus playas de fácil accesibilidad y arena gruesa, ideales para tomar el sol tumbado sobre la toalla, te acabarán de enamorar. Y para beber o comer alguna cosa, también hay algunas que cuentan con chiringuitos y restaurantes para no tener que dejar el ambiente del mar mientras tomamos algo.

Y finalizado el día de playa, ¿qué mejor que hacer una visita a alguno de los municipios de la comarca? Llenos de historia, de rincones emblemáticos y de paisajes que dejan huella.

Comparte